EL JARDIN Y EL CUIDADO DE LAS PLANTAS

Leyenda de la rosa de Jericó


Leyenda
Cuenta la leyenda que estando Jesús orando en el desierto, La Rosa de Jericó le perseguía tenazmente arrastrada por los vientos.

Se detenía una y otra vez a sus pies y así le acompañaba.

Al despertar del alba, la planta se abría con la humedad del rocíoy ofrecía al Maestro las gotas de agua posadas sobre sus ramitas.

Jesús, sediento tras una noche de oración, calmaba su sed tomando con sus dedos el agua que le ofrecía la planta.

Agradecido por haberle apagado la sed, la bendijo.

Esta leyenda se extendió por todos los continentes y pronto llegaron a considerarla una Flor Divina.

En muchos pueblos de la tierra se cree que quien adopta y cuidauna Rosa de Jericó atrae para sí mismo y para los suyos, paz, fuerza,felicidad, suerte en los negocios, energías positivas, habilidad en eltrabajo y bienestar económico;

propiedades incuestionables que el mundo esotérico admite como verdaderas y valoran a esta planta como un valioso amuleto.

Tales son sus cualidades, que en muchas ocasiones llegaron a pagarsesumas considerables por poseerla, ya que es una planta muy difícil deencontrar.

Constituye una especie única, orihunda de Siria.

Prolifera en los desiertos de Arabia, Egipto, Palestina y lasriberas del Mar Rojo, sin embargo no crecen en la ciudad de Jericó.

¿Por qué se llama entonces Rosa de Jericó?.

Se dice que aproximadamente durante el segundo milenio antes de Cristo,comerciantes y hacendados de esta ciudad la traían desde otros lugareslejanos como un poderoso amuleto que utilizaban para bendecir sus casasy sus negocios.

Durante esta época la ciudad de Jericó se encontraba sumida en ungran esplendor, la planta adquirió cada vez más fama y terminó poradoptar el nombre de la ciudad que con tanto ardor la acogió.

Es una planta con pequeñas flores blancas que no suele alcanzar los quince centímetros de altura.

Cuando ha florecido, las hojas caen y las ramas se contraen curvándose hacia el centro hasta que toma una forma globosa.

En esta fase de su desarrollo el viento del desierto las arrancadel suelo y las arrastra a su merced convirtiéndolas en eternasviajeras que se desplazan por estepas y desiertos de otros países ycontinentes sin respetar fronteras.

Tal vez este persistente caminar inspiró la leyenda de Jesús en el desierto.

Pueden permanecer cerradas y secas durante muchísimos años hastaque la humedad o el contacto con el agua vuelve a abrirlas haciendo querecobren su frescura y su belleza.

Es entonces cuando extienden de nuevo sus ramas, abren los frutos y dispersan las semillas, como si volviesen a nacer.

Por eso también se la conoce como "planta de la resurrección".

Comentarios

ESTA BIEN EL COCEPTO SINO QUE YO QUIERO UNA IMAGEN NO QUIERO CONCEPTO GRACIAS AL QUE LO A HECHO.

Añadir un Comentario: